Una guía para la teoría del posmodernismo en sociología

El posmodernismo es una corriente filosófica y sociológica que ha revolucionado el mundo de las ciencias sociales en las últimas décadas. Su influencia se ha extendido a diversas disciplinas, incluyendo la sociología. En este artículo, te ofreceremos una guía completa sobre la teoría del posmodernismo en sociología. Descubrirás qué es el posmodernismo, sus principales características y su importancia en el estudio de la sociedad contemporánea. ¡Sumérgete en esta fascinante corriente y amplía tus conocimientos en sociología!

¿Qué es la teoría del posmodernismo?

El posmodernismo (teoría) es un movimiento intelectual que se hizo popular en la década de 1980, y las ideas asociadas con él pueden verse como una respuesta a los cambios sociales que ocurren con el paso de la modernidad a la posmodernidad.

Es más, parece que la búsqueda del conocimiento científico (y especialmente su aplicación) ha hecho del mundo, de alguna manera, un lugar más riesgoso y peligroso: tanto las armas nucleares como el calentamiento global son productos de la ciencia, por ejemplo.

La democracia se ha extendido por todo el mundo, pero en muchos sistemas políticos desarrollados los votantes son apáticos y los políticos vilipendiados. En resumen, para muchos teóricos posmodernos, el gran proyecto de la modernidad se ha hundido en la arena.

Para Jean Baudrillard (1929 – 2007), colaborador de la teoría del posmodernismo, la era posmoderna es un mundo donde la gente responde a las imágenes de los medios de comunicación en lugar de a personas o lugares reales. Así, cuando Diana, Princesa de Gales, murió en 1997, hubo una enorme aflicción en todo el mundo. Pero, ¿la gente estaba de luto por una persona real? Para la mayoría de la gente, la princesa Diana sólo existía a través de los medios de comunicación, y su muerte se presentó como un acontecimiento de telenovela y no como un acontecimiento de la vida real. Separar la realidad de la representación se ha vuelto imposible cuando todo lo que existe es hiperrealidad: la mezcla de las dos.

La primera visión acepta que el mundo social se ha movido rápidamente en una dirección posmoderna. El gran crecimiento y difusión de los medios de comunicación, las nuevas tecnologías de la información, el cambio fluido de los individuos en todo el planeta y, por tanto, el progreso de las sociedades multiculturales, todo esto significa que no dormimos en un mundo contemporáneo sino en un mundo posmoderno. . Sin embargo, desde este punto de vista, no hay razón para pensar que la sociología no pueda describir, comprender y explicar el mundo posmoderno emergente.

La segunda visión sugiere que el tipo de sociología que analizó con éxito el mundo moderno del capitalismo, la industrialización y los Estados-nación ya no es capaz de abordar el mundo posmoderno descentrado, pluralista, saturado de medios y globalizado. En resumen, necesitamos una sociología posmoderna para un mundo posmoderno. Sin embargo, aún no está claro cómo sería dicha sociología.

Fredric Jameson posmodernismo

FREDRIC JAMESON, en su imperiosa obra Postmodernismo o la lógica cultural del último capitalismo (1991), nos ha brindado un análisis muy destacado de nuestra actual situación posmoderna. Al igual que Jean Baudrillard, cuyo concepto de simulacro adopta, Jameson es muy crítico con nuestra situación histórica actual; de hecho, pinta un cuadro bastante distópico de esto, que asocia, especialmente, con una pérdida de nuestra conexión con la historia. Lo que nos queda es una fascinación por el presente.

En consonancia con Jameson, la posmodernidad ha modificado el pasado histórico en una serie de estilizaciones vaciadas (lo que Jameson llama pastiche) que luego serán mercantilizadas y consumidas. El resultado es la amenaza de victoria del pensamiento capitalista sobre todas las demás formas de pensamiento.

A partir de esta base económica para pensar sobre la posmodernidad, Jameson procede a señalar una serie de síntomas que asocia con la condición posmoderna:

1.) El debilitamiento de la historicidad.

2.) ruptura de la distinción entre cultura “alta” y “baja”.

Alta cultura En la teoría posmodernista se refiere a un grupo de productos culturales que la sociedad tiene en muy alta estima. En el pasado, la alta cultura pudo haber existido para el placer de la élite o de los aristócratas. Por lo general, son en forma de artes. Desde la música seria hasta las óperas, desde las estatuas de mármol hasta las ilustraciones de las capillas, todas ellas se clasifican como alta cultura porque están relacionadas con la inteligencia, las galas y la clase.

Mientras tanto, la baja cultura se refiere a obras de arte que están más relacionadas con las masas (no élites). Se la conocerá más ampliamente como cultura popular, y probablemente sea toda la antítesis de la alta cultura. Ejemplo: programas de chismes de la tarde.

3) “una nueva inmortalidad, que consigue su prolongación tanto en la ‘teoría’ contemporánea como durante toda una nueva cultura de la imagen o del simulacro (imaginación)”. Esta inmortalidad está, por supuesto, respaldada por un punto. La inmortalidad se manifiesta a través de la planitud literal (pantallas bidimensionales, rascacielos planos llenos de ventanas reflectantes) y la superficialidad cualitativa. En teoría, se manifiesta a través del rechazo posmoderno de la creencia de que uno puede alguna vez ir más allá de las apariencias superficiales de la ideología o la “falsa conciencia” hacia una verdad más profunda; en cambio, nos quedamos con “múltiples superficies”. Un resultado es «que nuestra vida diaria, nuestra experiencia psíquica, nuestros lenguajes culturales, están hoy dominados por categorías de espacio más que por categorías de tiempo, como en el período anterior del alto modernismo».

4) “la disminución del afecto” y “un tipo completamente nuevo de tono emocional fundamental (lo que llamaré ‘intensidades’) que se puede comprender mejor mediante un retorno a las teorías más antiguas de lo sublime”. La falta de muerte y de afecto general de la cultura posmoderna se contrarresta con afirmaciones escandalosas de momentos extremos de emoción intensa, que Jameson alinea con la esquizofrenia y la cultura de la adicción (a las drogas). Con la pérdida de historicidad, el sujeto esquizofrénico experimenta el presente “con mayor intensidad, llevando una misteriosa carga de efecto”, que puede “describirse en términos negativos de ansiedad y pérdida de realidad), una tecnología completamente nueva (computadoras, cultura digital, etc.), aunque Jameson insiste en ver dicha tecnología como “en sí misma una figura de un sistema económico mundial completamente nuevo”. Estas tecnologías se preocupan más por reproducción más que con la producción industrial de bienes materiales.

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Una guía para la teoría del posmodernismo en sociología – Preguntas frecuentes

Preguntas frecuentes sobre la teoría del posmodernismo en sociología

El posmodernismo es una corriente de pensamiento que ha tenido un gran impacto en diversos campos del conocimiento, incluida la sociología. Sin embargo, comprender esta teoría puede resultar un desafío para muchos. A continuación, responderemos a algunas preguntas frecuentes para ayudarte a entender mejor la teoría del posmodernismo en sociología.

¿Qué es el posmodernismo?

El posmodernismo es un enfoque filosófico y cultural que se desarrolló en la segunda mitad del siglo XX. En sociología, el posmodernismo cuestiona las grandes narrativas y las verdades universalmente aceptadas, enfatizando en cambio la diversidad, la pluralidad de perspectivas y la construcción social de la realidad.

¿Cuáles son las principales características del posmodernismo en sociología?

El posmodernismo en sociología se caracteriza por:

  1. Rechazo de la verdad absoluta: El posmodernismo sostiene que no hay verdades absolutas y que la realidad es construida socialmente.
  2. Perspectiva crítica hacia las estructuras: Se interesa por analizar cómo las estructuras sociales influyen en la construcción de la realidad y cómo estas pueden perpetuar desigualdades.
  3. Pluralidad de interpretaciones: Reconoce la existencia de múltiples perspectivas y valoriza la diversidad de voces y experiencias en la sociedad.
  4. Énfasis en la subjetividad: Destaca la importancia de los contextos subjetivos y la influencia de la cultura en la percepción e interpretación de la realidad.
  5. Desconfianza hacia las metanarrativas: Cuestiona las grandes narrativas o explicaciones universales de la historia y la sociedad, argumentando que estas son construcciones limitadas y excluyentes.

¿Cuál es la relación entre el posmodernismo y el relativismo?

El posmodernismo y el relativismo suelen estar relacionados debido a su énfasis en la diversidad de perspectivas y la incapacidad de alcanzar una verdad absoluta. Sin embargo, es importante destacar que el posmodernismo no implica un relativismo completo, ya que reconoce la importancia de los contextos sociales y culturales en la construcción de la realidad.

¿Cuál ha sido la influencia del posmodernismo en la sociología contemporánea?

El posmodernismo ha tenido una gran influencia en la sociología contemporánea. Ha llevado a una mayor atención a la diversidad y a la crítica de las desigualdades sociales. También ha fomentado una reflexión más profunda sobre la naturaleza de la realidad social y ha promovido enfoques más inclusivos y participativos en la investigación sociológica.

Si deseas profundizar en el tema del posmodernismo en sociología, te recomendamos consultar los siguientes recursos:

Esperamos que esta guía te haya proporcionado una mejor comprensión de la teoría del posmodernismo en sociología. Recuerda que el posmodernismo es un área de estudio en constante desarrollo, por lo que siempre es recomendable explorar diferentes fuentes y perspectivas.


Deja un comentario