¿Tiene el «síndrome del reparador»? – Resumen de #MTtalk

¿Tiene el «síndrome del reparador»? – Resumen de #MTtalk

El mundo laboral está lleno de diferentes personalidades y formas de comportamiento, y uno de los más comunes pero a menudo no reconocido es el «síndrome del reparador». Pero, ¿qué es exactamente el «síndrome del reparador» y cómo puede afectar su bienestar y éxito en el trabajo?

En este resumen de #MTtalk, exploraremos los fundamentos de este síndrome y lo que implica ser un «reparador». Analizaremos cómo reconocer los signos del síndrome en uno mismo y en los demás, así como las estrategias para gestionarlo y alcanzar un equilibrio saludable en el trabajo.

Si alguna vez te has sentido agotado o sobrecargado debido a tu constante necesidad de ayudar a los demás y solucionar sus problemas, este resumen te brindará información valiosa y consejos prácticos para superar los desafíos del «síndrome del reparador» y construir una carrera exitosa y satisfactoria. No te lo pierdas, ¡sigue leyendo!

Durante nuestro chat de Twitter #MTtalk la semana pasada, discutimos el «síndrome del reparador»: la necesidad que algunas personas sienten de intervenir y «arreglar» personas y situaciones.

«Cuando ayudas, ves la vida como débil. Cuando arreglas, ves la vida rota. Cuando sirves, ves la vida como un todo. Reparar y ayudar puede ser obra del ego, y servir, obra del alma. «

Raquel Naomi Remen, Autor estadounidense (1938-)

Jim llegaba tarde a menudo. No podía concentrarse en su trabajo, tenía problemas de ira, tenía conflictos con sus compañeros de trabajo e incluso insultó a un cliente.

Sabiendo que Jim era el único sostén de la familia en su familia y comprendiendo que podría terminar perdiendo su trabajo, Carol se propuso ayudarlo.

Se tomó un tiempo de su ya apretada agenda para ayudar a Jim a ver a un consejero profesional. Ella mediaba en el trabajo, lo encubría cuando llegaba tarde. A veces, incluso lo recogía en casa y lo llevaba al trabajo y a sus citas.

El comportamiento de Jim mejoró, pero tan pronto como Carol le quitó la atención para centrarse en otras responsabilidades, él retrocedió. Una vez más, ella hizo el mismo ejercicio para ayudarlo.

Carol está al límite de su ingenio. Después de regresar al trabajo después de unas vacaciones muy necesarias con su familia, encontró a Jim nuevamente en el punto de partida, tomando malas decisiones y cediendo a los malos hábitos tan pronto como ella se perdió de vista.

¿Debería Carol intervenir de nuevo? ¿Y por qué se involucró en primer lugar?

Por qué las personas desarrollan el síndrome del fijador

El deseo de «arreglar» a las personas, o no querer que experimenten dolor, suele surgir de buenas intenciones. Los reparadores como Carol tienen buenas intenciones. Su necesidad de intervenir y ayudar a menudo se origina en sus propias experiencias de necesidad de ayuda.

Aunque los reparadores son verdaderamente amables y compasivos, también necesitan sentirse necesitados y, en cierto sentido, satisfacen una necesidad egoísta mientras ayudan a los demás. Les encanta resolver problemas, brindar soluciones y ser rescatadores.

A primera vista, es difícil discutir un altruismo tan aparente. Después de todo, los actos de bondad y compasión hacen del mundo un lugar mejor.

Intervenir para ayudar es lo correcto. Y los reparadores dan un gran ejemplo, hasta cierto punto. Más allá de eso, los límites entre ayudar, interferir y controlar comienzan a desdibujarse.

La desventaja del síndrome del reparador

Además, los reparadores podrían prepararse para el fracaso debido a una única verdad universal que yo llamo Regla de relación número uno: ¡No puedes cambiar a otras personas!

Para ser honesto, a menudo ni siquiera puedes cambiarte a ti mismo, ¡aunque quieras cambiar y tengas control total sobre ti mismo! Imagínese lo difícil que sería arreglar a otra persona.

Tratar de arreglar a los demás puede consumir una gran cantidad de tiempo, además de energía mental, física y emocional.

Todos somos adultos que debemos aprender a asumir la responsabilidad de nuestras propias elecciones y acciones. Si constantemente asumes la responsabilidad en nombre de otra persona para protegerla de las consecuencias, no hay motivación para que cambie. Si bien puede pensar que lo está haciendo bien, no está ayudando a su situación.

A los reparadores a menudo les resulta difícil dejar de querer mejorar a una persona. Es necesario aprender a aceptar a las personas tal como son y no como uno quiere que sean.

Aprenda a conocer la diferencia entre curar y arreglar. Por supuesto, ayude a alguien a sanar brindándole un espacio seguro, escuchándolo atentamente, entrenándolo y guiándolo, pero no intente arreglarlo.

Por último, trabaje en su curación y ayude a otros a sanar desde su posición de plenitud en lugar de desde su posición de necesidad. La mejor guía para llegar a la cima de una montaña es una persona que ya la ha escalado.

¿Tiene el síndrome del reparador?

Durante nuestro chat de Twitter #MTtalk, exploramos lo bueno y lo malo de querer arreglar personas y cosas. Estas son las preguntas que hicimos y algunas de las respuestas que recibimos:

Q1. ¿A quién o qué le gustaría «arreglar» y por qué?

@J_Stephens_CPA Tiendo a intervenir y «arreglar» si veo una necesidad en una situación en la que tengo la capacidad o el conocimiento para ser útil. A veces eso resulta contraproducente.

@GThakore Me gustaría preparar mi mente contra sus males.

P2. ¿Qué comportamientos caracterizan a un «reparador»?

@LrnGrowAchieve Diferentes personas -o mejor aún, diferentes motivaciones- provocan características diferentes. A) ayudante, sustentador, intención de ayudar/guiar/enseñar. B) controlador, impaciente, «puedo hacerlo más rápido», intención de ayudar pero también de hacerlo «bien».

@temekoruns Los reparadores pueden ser dictadores y fanáticos del control impacientes, abrumados por sus sistemas de creencias y no entienden que puede haber varios caminos diferentes para llegar al mismo destino. O los reparadores pueden ser mediadores reflexivos que guían a otros en la dirección correcta.

P3. ¿Por qué algunas personas necesitan ser reparadores? ¿Siempre es bueno o malo?

@DígaloAdelanteAhora Algunos reparadores tienen las mejores intenciones: son afectuosos, serviciales, compasivos… ¡y quieren ayudar!

@harrisonia Querer y necesitar arreglar las cosas son dos acciones diferentes. Gente que necesidad para ser reparadores tienen un vacío sin abordar en su vida. Gente que desear Ser un reparador está impulsado por ayudar a otra persona.

P4. ¿Cuáles son algunas de las desventajas de ser un reparador?

@Aventura1Foto No entender por qué otros no ven tu ayuda como ayuda. No entender los límites. No entender para reflexionar primero sobre uno mismo y luego ayudar, si realmente se necesita ayuda.

@MelissaPalumbo Los reparadores pueden internalizar y culparse a sí mismos si no pueden arreglar las cosas.

P5. ¿Cómo se relaciona la mentalidad reparadora con la dificultad para decir «no»?

@DrRossEspinoza Un reparador se responsabiliza de algo que no está en su área de responsabilidad; dicen que sí a una pregunta que ni siquiera se hizo.

@realDocHecht Es difícil para un reparador decir que no, porque constantemente quiere ayudar y decir que sí a cualquier cosa que pueda arreglar.

P6. ¿Dónde están los límites entre la bondad y el síndrome del reparador?

@JKatzaman La bondad es empatía. Cruzas la línea cuando eres del tipo que se entromete cuando no lo invitan.

@Dwyka_Consult La bondad puede intervenir y retroceder, y sentirse bien con ambas cosas. «Reparar» es involucrarse demasiado, interferir y sentirse rechazado si te piden que des un paso atrás.

P7. ¿Cuándo no han sido bienvenidos tus intentos de arreglar o dar consejos?

@MicheleDD_MT Cuando vengo de un lugar donde «sé lo que es mejor para ti».

@yehiadief Cuando «ayudar» se convierte en un argumento.

P8. ¿Cómo podrías responderle a alguien que está tratando de arreglarte?

@SanabriaJav Ser amable siempre ayuda con tus compañeros y con la gente en general. Probablemente tengan buenas intenciones, y eso es algo por lo que puedes agradecerles antes de hacerles saber que tienes tu propio plan de acción.

@Midgie_MT Puedo optar por ignorar sus ‘sugerencias’ o agradecerles cortésmente por lo que ofrecen pero decirles que necesito tiempo y espacio para tomar mis propias decisiones.

P9. ¿Cómo se rompe el hábito de ser un reparador?

@Yolande_MT Aprenda las dos reglas de la vida: Regla 1: No puedo cambiar a otras personas. Regla 2: no puedo controlar a otras personas. Puedes influir, enseñar, apoyar e inspirar. Haz eso. Muestre a los demás que cree en ellos. Arreglar no es un acto de confianza o creencia.

@carriemaslen Puedes romper con el hábito de ser un reparador. Escuche de verdad. Haga una pausa antes de responder. Acepte que ocuparse primero de sus necesidades es clave para tener energía para los demás.

@BrainBlenderTec No quiero incluir el género en esto, pero algunos chicos simplemente están programados de esa manera y es un hábito difícil de romper.

P10. ¿Cómo podrías ayudar a otros de una manera más productiva que el síndrome del reparador?

@SophieHassell30 La entrevista motivacional es una buena herramienta. Dejar que las personas lideren sus propios cambios dentro de un marco de apoyo.

@PmTwee Ayudar a los demás debería ser enseñarles a pescar, pero no regalarles pescado. Comprenda el problema al que se enfrentan y ayúdelos a encontrar una solución juntos. Será más productivo.

Para leer todos los tweets, consulte la colección Wakelet de este chat, aquí.

Subiendo

Los reparadores a menudo quieren «arreglar» cosas que no necesitan arreglarse; todo lo que necesitan es tiempo y espacio para crecer y desarrollarse.

El tema de nuestro próximo chat #MTtalk es «Haz espacio y observa cómo sucede la magia». En nuestra encuesta de Twitter de esta semana nos gustaría saber por qué crees que a algunas personas les resulta tan difícil dar espacio a otras. Por favor emita su voto aquí.

Recursos útiles

Mientras tanto, aquí hay algunos recursos relacionados con el síndrome del reparador:

Nota: Los miembros del Club y del Club Premium pueden disfrutar de acceso instantáneo a estos recursos. Los no miembros pueden encontrar que el acceso a algunos de ellos está restringido.

Cómo gestionar personas controladoras

Cómo evitar el agotamiento por generosidad

Límites

Aumentar tu autoestima

perfeccionismo

Prevención de la dependencia del administrador

Desarrollar la responsabilidad personal

Cannot search an empty string. A search keyword is required.



¿Tiene el «síndrome del reparador»? – Resumen de #MTtalk

¿Tiene el «síndrome del reparador»? – Resumen de #MTtalk

Por [Tu Nombre]

Introducción

El síndrome del reparador es un fenómeno psicológico que afecta a muchas personas en el ámbito laboral y personal.
En este artículo, exploraremos en qué consiste este síndrome, cómo identificar si lo padeces y algunas estrategias útiles para superarlo.

¿Qué es el síndrome del reparador?

El síndrome del reparador es un patrón de comportamiento en el cual una persona se siente responsable de «reparar»
los problemas de los demás, asumiendo tareas y responsabilidades ajenas sin necesidad o sin que se le solicite.

Esta conducta puede llevar a una sobrecarga de trabajo, estrés e incluso a descuidar las propias responsabilidades.
Las personas que padecen este síndrome suelen tener dificultad para establecer límites y decir «no» cuando se les pide ayuda.

¿Cómo identificar si tienes el síndrome del reparador?

Si te preguntas si tienes el síndrome del reparador, aquí hay algunas señales comunes:

  1. Sientes la obligación de ayudar a todos, incluso cuando no es necesario.
  2. Te sientes culpable cuando no puedes solucionar los problemas de los demás.
  3. Tu propia carga de trabajo se ve afectada por las demandas de los demás.
  4. Tienes dificultad para decir «no» cuando te piden ayuda.
  5. Sientes que tu autoestima está relacionada con cuánto puedes ayudar a los demás.

Recuerda que esta lista solo sirve como referencia y no sustituye un diagnóstico profesional.

Superando el síndrome del reparador

Aquí tienes algunas estrategias que pueden ayudarte a superar el síndrome del reparador:

  • Establece límites: Aprende a decir «no» cuando sea necesario y establece límites claros entre tus
    responsabilidades y las de los demás.
  • Prioriza tu tiempo: Identifica tus tareas prioritarias y enfócate en completarlas antes de ayudar a
    los demás.
  • Cultiva el autoconocimiento: Reflexiona sobre tus motivaciones detrás de querer constantemente ayudar
    a los demás.
  • Busca apoyo: Habla con amigos, familiares o un profesional de la salud mental para recibir apoyo y
    orientación.
  • Practica el cuidado personal: Dedica tiempo a ti mismo/a y a actividades que te brinden bienestar y
    relajación.

Recuerda que superar el síndrome del reparador puede llevar tiempo y esfuerzo. ¡Pero valdrá la pena para tener una vida
más equilibrada y saludable!

Si deseas obtener más información sobre este tema, te recomendamos consultar el siguiente enlace: [nombre del enlace].

¡Esperamos que este resumen de #MTtalk te haya brindado una visión general útil sobre el síndrome del reparador!
Recuerda que siempre es importante cuidar de ti mismo/a mientras también ayudas a los demás.

Deja un comentario