¡Recupera tu chispa!

¿Has perdido tu chispa y sientes que te falta energía para disfrutar de la vida al máximo? ¡No te preocupes más! En este artículo te daremos los mejores consejos y trucos para recuperar esa chispa y volver a sentirte vivo. Aprenderás cómo cuidar tu cuerpo, alimentarte adecuadamente y adoptar hábitos saludables que te llenarán de vitalidad. ¡No pierdas más tiempo y descubre cómo recuperar tu chispa para vivir una vida plena y llena de energía!

Hace aproximadamente un año, cené con una amiga para celebrar su ascenso. Había trabajado para su organización durante más de 10 años y estaba a punto de comenzar su nuevo rol como jefa de departamento.

Durante tres platos de deliciosa comida italiana y una buena botella de vino, su emoción y entusiasmo eran palpables. Tenía muchas ideas innovadoras, tenía una visión clara de cómo quería liderar su nuevo equipo y no podía esperar para empezar. Salimos muy contentos, mientras ella se apresuraba a prepararse para su primer día.

Sin embargo, cuando nos volvimos a encontrar hace unas semanas, ella parecía completamente diferente. Tenía los hombros caídos, los ojos apagados y había perdido la chispa de entusiasmo que era tan evidente hace un año. Explicó que ya no disfrutaba de su nuevo papel. Ya no estaba entusiasmada con su trabajo, no era motivador ni gratificante, no lo sentía significativo y delegaba la mayoría de las tareas que amaba hacer a los miembros de su equipo. No estaba segura de qué hacer a continuación; este era un paso emocionante en la carrera profesional, pero se sentía aburrida y quería encontrar un nuevo desafío.

Entonces, le pedí que respirara profundamente y le explicara exactamente por qué se sentía así. Mientras hablaba, comencé a comprender el problema… y pensé que podríamos mejorar las cosas.

Pasamos el resto de la comida discutiendo cómo podría recuperar la emoción que solía sentir en el trabajo. Hablamos sobre sus tareas diarias e identificamos las que más disfrutaba hacer: le encantaba la camaradería de colaborar con sus colegas en proyectos grupales. Entonces, decidió delegar algunas de sus otras responsabilidades para dedicar más tiempo a este tipo de trabajo.

A continuación, le sugerí que estableciera algunas metas INTELIGENTES, para tener algo positivo por lo que trabajar. ¿Qué quería lograr en los próximos años, en su vida profesional y personal? Estaba pasando tanto tiempo concentrándose en el presente que no había pensado mucho. Después de unos minutos, sacó una libreta e hizo la siguiente lista:

  1. Incrementar los ingresos del departamento en un 10 por ciento en dos años.
  2. Únete a un gimnasio y corre una carrera de 10 km en seis meses.
  3. Desarrolle buenas relaciones con los miembros más nuevos del equipo durante los próximos tres meses y socialice más con otros colegas fuera del trabajo.

Estos objetivos fueron fantásticos: le dieron algo específico por lo que trabajar y le ayudaron a recuperar su sentido de propósito.

Finalmente, discutimos el hecho de que ella había trabajado en su organización durante mucho tiempo; su ascenso fue el siguiente paso lógico. Conocía el trabajo a la perfección, entendía todos los procesos y podía hacer todo lo que necesitaba sin pensarlo mucho. Como resultado, se sintió aburrida. Sin embargo, su organización valoraba su arduo trabajo y su experiencia, por lo que no quería parecer una ingrata.

Entonces, ¿cómo podríamos hacer que su trabajo fuera más emocionante? ¿Qué podríamos hacer para recuperar el interés y el entusiasmo que alguna vez sintió? ¿Qué pasa con la tutoría de nuevos miembros del equipo? ¿O liderar un proyecto nuevo y desafiante que está fuera de su zona de confort?

Cuando terminamos nuestros postres y recibimos la cuenta, ella parecía mucho más optimista. Tenía los ojos brillantes, tenía energía y estaba deseando volver a la oficina y probar estas estrategias. Ella había dado los primeros pasos para recuperar esa chispa… y me fui con una sonrisa en el rostro.

Lea nuestro artículo sobre Cuidado con la depresión a mitad de carrera para obtener más información sobre esto y descubrir cómo puede reavivar la motivación y la productividad perdidas.

Pregunta: ¿Ha experimentado una crisis a mitad de su carrera? ¿Qué pasos tomó para recuperarse?

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Recupera tu chispa: Preguntas frecuentes

Recupera tu chispa: Preguntas frecuentes

¿Qué significa recuperar tu chispa?

Recuperar tu chispa significa volver a encontrar esa energía y vitalidad que has perdido en tu vida diaria. Es ese sentimiento de estar motivado, lleno de vida y entusiasmado con las cosas que te rodean.

¿Por qué es importante recuperar tu chispa?

Recuperar tu chispa es crucial para tu bienestar general. Cuando te sientes apagado o desmotivado, puede afectar tu salud física, emocional y mental. Retomar tu chispa te ayudará a disfrutar más de tu vida, mejorar tus relaciones, aumentar tu productividad y alcanzar tus metas.

¿Cuáles son algunos consejos para recuperar tu chispa?

  1. Prioriza el autocuidado: Dedica tiempo para ti mismo y realiza actividades que disfrutes, como leer, hacer ejercicio o practicar meditación.
  2. Mantén una dieta equilibrada: Consumir alimentos saludables y nutritivos te proporcionará la energía necesaria para tener una chispa en tu vida diaria.
  3. Establece metas alcanzables: Tener objetivos realistas te ayudará a mantener la motivación y el entusiasmo.
  4. Cultiva tus relaciones personales: Pasa tiempo con amigos y seres queridos, ya que las relaciones positivas aumentan tu felicidad y vitalidad.
  5. Busca nuevas experiencias: Explora actividades que te emocionen y te saquen de tu rutina.

¿Cuándo debo buscar ayuda profesional?

Si a pesar de intentar recuperar tu chispa por ti mismo, sigues sintiéndote apagado o desmotivado durante un período prolongado, es recomendable buscar ayuda profesional. Un terapeuta o coach especializado en bienestar personal puede brindarte las herramientas necesarias para recuperar tu chispa y vivir una vida plena.

Recuerda que todos experimentamos altibajos en nuestra energía y motivación, pero si sientes que has perdido completamente tu chispa, ¡no te desanimes! Con el tiempo y los esfuerzos adecuados, podrás recuperarla y llevar una vida llena de vitalidad y entusiasmo.

Fuentes:


Deja un comentario