Racismo en el lugar de trabajo: no es motivo de risa

El racismo es un problema social que lamentablemente persiste en diversos ámbitos de nuestra vida, incluso en el lugar de trabajo. Aunque muchos podrían pensar que la discriminación racial es un asunto trivial o incluso gracioso, la realidad es que sus consecuencias son profundas y dañinas tanto para las personas que lo sufren como para la sociedad en su conjunto. En este artículo exploraremos en profundidad cómo el racismo en el lugar de trabajo no es motivo de risa, sino un flagelo que debemos erradicar.

Entonces estás muy entusiasmado por comenzar tu nuevo trabajo. Pero a los cinco minutos de entrar, la gente (sus nuevos colegas) está contando chistes racistas. Entonces el racismo empeora. Y tu jefe también empieza a hacer comentarios racistas.

Esto no fue hace mucho tiempo. Esto fue 2018.

Desafiando las «bromas» racistas en el lugar de trabajo

En este vídeo, tres de nuestros colegas del Reino Unido (Esh Jugal, Jeffrey Oshinyemi y Sai Cook) se reúnen para conversar sobre el racismo en el lugar de trabajo, el impacto de La muerte de George Floydel movimiento Black Lives Matter y sus propias experiencias personales de racismo.

Mira el vídeo completo aquí:

Esh, Jeffrey y Sai discuten:

  • «Bromas» racistas en el lugar de trabajo.
  • Abordar el racismo desde su origen a través de la educación y la retoque de la historia en las escuelas.
  • Respondiendo al comentario de que «las vidas de los blancos importan».

No es la temporada de la buena voluntad

En este extracto de transcripción, Esh Jugal, socio de experiencia del cliente en Emerald Works, describe llegar a su nuevo trabajo solo para descubrir que es un ambiente hostil:

jeffrey: Tengo suerte, no creo haber tenido nunca una interacción racista específicamente en el lugar de trabajo, ¡tal vez de camino a casa!

Esh: He tenido lo peor. Trabajé en una empresa hace dos años y era una empresa de medios. Su sede estaba en Canadá, pero también operaban aquí en el Reino Unido. Solicité el puesto, me entrevistaron, proceso de dos etapas, obtuve el puesto. Y durante la entrevista pensé: «Ah, este gerente, el gerente directo, malvado, es tan, tan bueno. Definitivamente puedo verme trabajando para él».

Así que mi primer día, recuerdo el 12 de diciembre, entré a la oficina. Y teniendo en cuenta que nunca antes había conocido a mis colegas, era una oficina realmente pequeña, solo entre siete y ocho personas. De todos modos, entré a la oficina, me presenté y me dijeron: «Hola, hola, hola».

Eran un grupo bastante ruidoso, así que pensé que estaba bien, genial. Me senté y tenían un calendario de adviento en la pared. Dijeron quién quiere elegir el calendario de adviento de hoy. Era como un calendario de adviento improvisado, uno que ellos mismos habían hecho. Habían puesto cosas en la bolsa y las sacas ese día, y hay un chiste cada día, un chocolate o un regalo o lo que sea también.

«El tipo lee el chiste: tiene que ver con los negros»

Entonces alguien dice: «Está bien, lo haré hoy». Entonces lo hicieron y fue como, bueno, leyeron el chiste. Y el tipo que estaba a punto de leer el chiste estaba un poco indeciso y dijo: «Oh, er, er». Siguió haciendo una pausa y el otro tipo dijo: «Vamos, lee el chiste».

Estos tipos son muy ruidosos y simplemente no les importa. No les importaba quién acababa de empezar, cuál era el color de piel de esa persona. El chico lee el chiste y es un chiste relacionado con los negros, como un chiste estereotipado. Se estaban riendo a carcajadas y en mi cabeza yo pensaba: «¡Qué diablos, esto es una locura!».

Sai: ¡Oh Dios!

Esh: Y no me reí, ni siquiera me reí entre dientes, tratando de involucrarme o lo que sea.

Sai: ¿Había otras personas allí?

Esh: Había otras personas allí, todos eran más o menos iguales y había un par de personas, dos chicas de marketing, eran realmente encantadoras y realmente no se reían.

«Y los chistes simplemente continuaron»

Se reirían entre dientes y luego continuarían con su trabajo. Creo que fue más bien cómo conseguir gente que simplemente no quiere ningún drama, no quiere ninguna confrontación, y simplemente siguen adelante, no se involucran.

Sai: Esa es la mayoría de la gente.

Esh: Eran así y yo era la única persona de color en la empresa. Todos eran blancos y pensé: «¿Qué diablos está pasando aquí?» Y continuó. Estuve trabajando allí durante unos 10 u 11 meses y los chistes continuaron. Incluso sobre asiáticos, asiáticos del sur, cosas que tienen que ver con la religión.

Recuerdo que en un momento estaban hablando de comida, de bistec o algo así, y mi gerente, que era como vicepresidente de ventas y marketing, dijo: «¿Cuál es esa religión que adora a las vacas?»

«Los insultos se disfrazan de humor»

Sai: Ay dios mío.

Esh: Y yo estaba allí, soy hindú, y dije: «Hindúes, hinduismo». Y él dice: «Sí, ustedes adoran a las vacas». ¡Y lo dijo como si estuviera bien!

Sai: Como si fuera trivial.

Esh: Y simplemente no sabía cómo manejar eso en absoluto. Y siendo yo la única persona de color. Fue solo una de esas cosas, y hubo tantos insultos raciales, incluso cuando estaba sentado allí.

Y había comentarios y, a veces, respondía de manera sarcástica. Y recuerdo una vez que mi jefe se ofendió por algo que dije, ¡solo porque respondí a algo que él dijo!

Dijo algo racial y luego fui sarcástico. Y se molestó con eso. Me dijo algo y luego lo hizo como si fuera solo una broma.

jeffrey: Creo que hay que tener mucho cuidado con que los insultos se disfracen de humor o de buen humor.

Esh: ¡Exactamente!

jeffrey: La ignorancia no es divertida. No hay forma de darle vueltas, simplemente no es gracioso.

Puede ver la Parte 1 de nuestra mesa redonda de BLM, «Racismo en el lugar de trabajo y BLM: Nuestra primera conversación» aquí.

¿Has tenido una conversación sobre raza en el trabajo? ¿Qué le gustaría contar o preguntar a sus colegas sobre el racismo y la desigualdad? ¿Ha experimentado «bromas» racistas en el lugar de trabajo? ¿Cómo cree que podemos erradicar el racismo en el lugar de trabajo (y fuera de él) para siempre? Únase a la discusión agregando sus pensamientos en la sección Comentarios, a continuación.

Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded




Racismo en el lugar de trabajo: no es motivo de risa

Racismo en el lugar de trabajo: no es motivo de risa

El racismo es un problema alarmante que persiste en todos los aspectos de la sociedad, incluido el lugar de trabajo. El lugar donde pasamos una gran parte de nuestro tiempo no debería ser un escenario para el racismo y la discriminación racial. En este artículo, abordaremos algunas de las preguntas frecuentes relacionadas con el racismo en el lugar de trabajo y discutiremos por qué no es motivo de risa.

1. ¿Qué se considera racismo en el lugar de trabajo?

El racismo en el lugar de trabajo se refiere a cualquier forma de discriminación o trato desigual basado en la raza, el color de piel, el origen étnico o la nacionalidad de un individuo. Esto puede manifestarse a través de comentarios ofensivos, burlas, exclusiones, asunciones estereotipadas o decisiones injustas relacionadas con el empleo.

2. ¿Cuáles son las consecuencias del racismo en el lugar de trabajo?

El racismo en el lugar de trabajo tiene un impacto significativo tanto en los empleados afectados como en la organización en su conjunto. Las víctimas de racismo pueden experimentar estrés, ansiedad, depresión e incluso desarrollar problemas de salud física y mental. Además, el racismo disminuye la moral y la productividad de los empleados, y crea un entorno laboral tóxico y poco inclusivo.

3. ¿Qué deben hacer los testigos de racismo en el lugar de trabajo?

Es importante que los testigos de racismo en el lugar de trabajo actúen de manera responsable. Si presencias cualquier forma de racismo, no lo ignores. Toma acción al reportarlo a tu supervisor, departamento de recursos humanos o a un representante designado para abordar este tipo de problemas en tu organización. Además, apoya a la persona afectada y hazle saber que estás de su lado.

4. ¿Cuál es la responsabilidad de las empresas para prevenir el racismo en el lugar de trabajo?

Las empresas tienen la responsabilidad de desarrollar políticas y programas efectivos para prevenir y abordar el racismo en el lugar de trabajo. Esto incluye la creación de un ambiente inclusivo, políticas de no tolerancia hacia el racismo, capacitación relacionada con la diversidad y la promoción de la igualdad de oportunidades para todos los empleados.

5. ¿Qué medidas legales se pueden tomar contra el racismo en el lugar de trabajo?

En muchos países existen leyes que protegen a las personas contra la discriminación racial en el lugar de trabajo. Si eres víctima de racismo, puedes buscar asesoramiento legal y presentar una denuncia ante los organismos correspondientes. Es fundamental conocer tus derechos y tomar medidas legales para hacer frente a esta violación de los mismos.

En conclusión, el racismo en el lugar de trabajo es un problema serio que no debe ser tomado a la ligera. Promover la igualdad y la diversidad en el entorno laboral es esencial para garantizar un ambiente de trabajo justo, inclusivo y libre de discriminación.


Deja un comentario