Proceso de Gestión Estratégica – Significado, Pasos y Componentes

La gestión estratégica es esencial para el éxito de cualquier organización, ya sea una empresa, una institución educativa o una ONG. Es un proceso que permite establecer y alcanzar los objetivos a largo plazo, identificar y aprovechar oportunidades, y tomar decisiones informadas para adaptarse al entorno en constante cambio. En este artículo, profundizaremos en el proceso de gestión estratégica, analizando su significado, los pasos necesarios para implementarlo y los componentes clave que lo integran. ¡Sigue leyendo para descubrir cómo puedes llevar a tu organización al siguiente nivel mediante la gestión estratégica!


El proceso de gestión estratégica significa definir la estrategia de la organización. También se define como el proceso mediante el cual los gerentes eligen un conjunto de estrategias para la organización que le permitirán lograr un mejor desempeño.

La gestión estratégica es un proceso continuo que evalúa los negocios y las industrias en las que participa la organización; evalúa a sus competidores; y fija objetivos para cumplir con todos los competidores presentes y futuros y luego reevalúa cada estrategia.

El proceso de gestión estratégica tiene los siguientes cuatro pasos:

  1. Escaneo del medio ambiente-
  2. El escaneo ambiental se refiere a un proceso de recopilación, examen y suministro de información con fines estratégicos.

    Ayuda a analizar los factores internos y externos que influyen en una organización.

    Después de ejecutar el proceso de análisis ambiental, la dirección debe evaluarlo de forma continua y esforzarse por mejorarlo.

  3. Formulación de estrategias-
  4. La formulación de estrategias es el proceso de decidir el mejor curso de acción para lograr los objetivos organizacionales y, por lo tanto, lograr el propósito organizacional.

    Después de realizar un escaneo del entorno, los gerentes formulan estrategias corporativas, comerciales y funcionales.

  5. Implementación de la estrategia-
  6. La implementación de la estrategia implica hacer que la estrategia funcione según lo previsto o poner en acción la estrategia elegida por la organización.

    La implementación de la estrategia incluye el diseño de la estructura de la organización, la distribución de recursos, el desarrollo del proceso de toma de decisiones y la gestión de los recursos humanos.

  7. Evaluación de estrategia-
  8. La evaluación de la estrategia es el paso final del proceso de gestión de la estrategia.

    Las actividades clave de evaluación de la estrategia son: evaluar los factores internos y externos que son la raíz de las estrategias actuales, medir el desempeño y tomar acciones correctivas/remediales.

    La evaluación asegura que la estrategia organizacional, así como su implementación, cumpla con los objetivos organizacionales.

Estos componentes son pasos que se llevan a cabo, en orden cronológico, al crear un nuevo plan de gestión estratégica.

Las empresas actuales que ya han creado un plan de gestión estratégica volverán a estos pasos según los requisitos de la situación, para realizar cambios esenciales.


Proceso de Gestión Estratégica - Significado, Pasos y Componentes

Componentes del proceso de gestión estratégica

La gestión estratégica es un proceso continuo.. Por lo tanto, debe darse cuenta de que cada componente interactúa con los demás componentes y que esta interacción a menudo ocurre en coro.



Autoría/Referencia – Acerca del autor(es)


Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded






Proceso de Gestión Estratégica – Significado, Pasos y Componentes

Proceso de Gestión Estratégica – Significado, Pasos y Componentes

La gestión estratégica es un proceso fundamental para el éxito de cualquier organización. Permite a las empresas establecer un plan de acción y dirección a largo plazo, con el objetivo de alcanzar sus metas y objetivos. En este artículo, abordaremos el significado, los pasos y los componentes clave del proceso de gestión estratégica.

Significado de la gestión estratégica

La gestión estratégica se refiere a la planificación y ejecución de estrategias a largo plazo, que permiten a una empresa obtener ventajas competitivas y alcanzar el éxito en un entorno empresarial en constante cambio.

Este proceso implica identificar los objetivos de la organización, analizar su entorno interno y externo, formular estrategias, implementar acciones y evaluar los resultados. La gestión estratégica proporciona una visión global de la organización y permite tomar decisiones informadas y efectivas.

Pasos del proceso de gestión estratégica

  1. Análisis del entorno: Es fundamental comprender el mercado, la competencia, las tendencias y los factores externos que pueden afectar a la organización. Esto incluye el análisis PESTEL (político, económico, social, tecnológico, ambiental y legal), el análisis de cinco fuerzas de Porter y el análisis FODA (fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas).
  2. Establecimiento de objetivos: Una vez comprendido el entorno, la organización define sus metas y objetivos a largo plazo. Estos objetivos deben ser claros, alcanzables y medibles.
  3. Formulación de estrategias: En esta etapa, se definen las estrategias para alcanzar los objetivos establecidos. Esto puede incluir estrategias de crecimiento, diversificación, penetración en el mercado o alianzas estratégicas.
  4. Implementación de acciones: Se llevan a cabo las acciones necesarias para poner en marcha las estrategias definidas. Esto implica asignar recursos, comunicar y coordinar las actividades dentro de la organización.
  5. Evaluación y control: Se realiza un seguimiento de los resultados obtenidos y se comparan con los objetivos establecidos. Si es necesario, se realizan correcciones para garantizar que la organización esté en el camino deseado.

Componentes clave de la gestión estratégica

La gestión estratégica está compuesta por diferentes componentes interrelacionados, que contribuyen al logro de los objetivos de la organización. Algunos de los componentes clave son:

  • Análisis interno: Evaluación de los recursos, capacidades y competencias internas de la organización.
  • Análisis externo: Evaluación del entorno externo, incluyendo el mercado, la competencia y las oportunidades y amenazas.
  • Planificación estratégica: Definición de los objetivos y estrategias de la organización.
  • Implementación y control: Ejecución de las acciones planificadas y seguimiento de los resultados.
  • Evaluación y mejora continua: Análisis de los resultados obtenidos y ajustes para mejorar el desempeño.

En resumen, la gestión estratégica implica el proceso de planificar, implementar y evaluar estrategias a largo plazo para lograr los objetivos de una organización. Es esencial para adaptarse a un entorno empresarial cambiante y mantener la ventaja competitiva. Si deseas aprender más sobre la gestión estratégica, puedes consultar nuestra fuente de referencia aquí.


Deja un comentario