Prácticas de gestión del desempeño y recompensas

En el mundo empresarial actual, es de vital importancia implementar prácticas eficientes de gestión del desempeño y recompensas para alcanzar los objetivos y mantener la motivación de los colaboradores. Estas prácticas son clave para garantizar el éxito y el crecimiento sostenible de cualquier organización. En este artículo, exploraremos las diferentes estrategias y herramientas utilizadas en la gestión del desempeño y las recompensas, y cómo pueden contribuir al desarrollo de un equipo altamente productivo y comprometido. Si estás interesado en descubrir cómo mejorar el rendimiento de tu equipo y aumentar el grado de satisfacción de tus empleados, ¡sigue leyendo!


Hoy en día, las organizaciones están mostrando un alto grado de compromiso hacia el refuerzo de prácticas de recompensa que están alineadas con otras prácticas de recursos humanos y los objetivos de la organización para atraer, retener y motivar a los empleados. Las prácticas de recompensa eficientes ayudan a atraer profesionales orientados a resultados que pueden prosperar y tener éxito en entornos basados ​​en el desempeño. Por lo tanto, es un motivador crucial y puede contribuir a mejorar la productividad de los empleados si se implementa correctamente. Por ejemplo, Aerolíneas continentales Como parte de su estrategia de recuperación, introdujo un paquete de incentivos de bonificación por puntualidad según el cual un empleado obtendrá una bonificación de 65 dólares cada mes por garantizar operaciones de vuelo puntuales.

Un sistema de recompensa eficaz debe estar vinculado con el sistema de desarrollo del desempeño, que se centra en la remuneración basada en el desempeño y ofrece amplias oportunidades de aprendizaje junto con un ambiente de trabajo saludable. El salario variable puede desempeñar un papel crucial a la hora de mejorar el rendimiento de los empleados, especialmente de los trabajadores estrella, en lugar de los paquetes de salario fijo. Pocas de estas prácticas de recompensa pueden adoptar la forma de participación en las ganancias, bonificaciones, incentivos basados ​​en equipos, participación en las ganancias, ESOP y premios de incentivos basados ​​en acciones.

Una gestión eficiente del sistema de recompensas puede tener un efecto beneficioso sobre el desempeño de varias maneras: inculcar un sentido de propiedad entre los empleados, puede facilitar el enfoque a largo plazo con mejora continua, reduce los costos operativos del servicio, promueve el trabajo en equipo, minimiza la insatisfacción de los empleados y mejora el desempeño. Interés de los empleados en el desempeño financiero de la empresa. Pocas organizaciones como General Mills recompensan a sus empleados por adquirir nuevas habilidades que puedan agregar valor al desempeño organizacional y así facilitar la rotación laboral, la capacitación cruzada y los equipos de trabajo autogestionados. Pocas organizaciones también reconocen el desempeño excepcional ofreciendo premios de reconocimiento y premios al mérito en suma global por lograr el compromiso de los empleados y lograr resultados beneficiosos a largo plazo. Por ejemplo, TISCO ofrece recompensas instantáneas o en el momento, recompensas mensuales y recompensas anuales a sus empleados bajo su «esquema Shabashi».

Una estrategia saludable de pago por desempeño debe incorporar los siguientes componentes, como se proporciona en la tabla que figura a continuación:

Estrategia de pago por desempeño
Categoría Medidas de desempeño Base para las recompensas
Líderes corporativos BSC, rentabilidad para accionistas y EVA Propiedad de acciones de los empleados y participación en las ganancias.
Líderes de unidades de negocio Rentabilidad de la unidad Compartir resultados.
Líderes funcionales Nivel de contribución a los objetivos corporativos. Premios hitos
Empleados generales KRA específicos alcanzados medidos periódicamente Participación en beneficios/ganancias, bonificaciones
Fuente: Sullivan E (1999), “Moving to a pay for performance Strategy: Lessons from the Trenches”, en Risher, H (Ed.), Aligning Pay and Results, AMACOM:NY.

Hoy en día, el salario variable es un componente muy vital en las prácticas de recompensa de una organización y también difiere en varios sectores. La siguiente tabla presenta las tendencias en el uso del componente de remuneración variable en diferentes sectores en dos años diferentes:

Sector 2001 (Salario variable en %) 2005 (Remuneración variable en %)
Servicios financieros 19.2 23,5
Telecomunicaciones 14 17.8
ITE 12.9 16.4
ÉL 10.9 13.7
Bancario 13.5 23.2
Fabricación 11 16.2
bienes de consumo 13.3 16.5

Las recompensas pueden ser una fuente vital de motivación para los empleados, pero sólo si se administran en las condiciones adecuadas. A continuación se detallan algunas estrategias que mejoran la efectividad de las recompensas:

  • Vincular las recompensas con el desempeño
  • Implementar recompensas de equipo para los trabajos interdependientes, por ejemplo Xerox.
  • Garantizar que las recompensas sean relevantes. Por ejemplo, Wal-Mart otorga bonificaciones a los altos ejecutivos que se basan en el desempeño general de la empresa, mientras que los empleados de primera línea obtienen bonificaciones en función de la cifra de ventas o los objetivos alcanzados por su tienda.
  • Garantizar que las recompensas sean valoradas por los empleados.
  • Comprobar las consecuencias indeseables de la administración de cualquier práctica de recompensa.

Además de las recompensas monetarias, los empleados contemporáneos desean recompensas no monetarias que pueden consistir en mejores oportunidades profesionales, desarrollo de habilidades y programas de reconocimiento. Muchas organizaciones de TI y basadas en proyectos dan mucha importancia a las recompensas no monetarias para maximizar la satisfacción de los empleados.



Autoría/Referencia – Acerca del autor(es)


Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded

Prácticas de gestión del desempeño y recompensas: Preguntas frecuentes respondidas

¿Qué son las prácticas de gestión del desempeño y recompensas?

Las prácticas de gestión del desempeño y recompensas se refieren a las estrategias y procesos utilizados por las organizaciones para medir, evaluar y recompensar el rendimiento y logros de sus empleados. Estas prácticas están diseñadas para mejorar la eficiencia, motivación y compromiso de los trabajadores, alineando sus objetivos individuales con los objetivos organizacionales.

¿Cuál es la importancia de implementar prácticas de gestión del desempeño y recompensas?

La implementación de prácticas de gestión del desempeño y recompensas es fundamental para el éxito de cualquier organización. Estas prácticas fomentan un ambiente de trabajo productivo y colaborativo al establecer expectativas claras, medir el progreso individual y de equipo, y reconocer y recompensar el buen desempeño.

Además, las prácticas de gestión del desempeño y recompensas ayudan a identificar áreas de mejora, ofreciendo retroalimentación constructiva a los empleados para que puedan desarrollar sus habilidades y competencias. Esto también contribuye a la retención del talento, ya que los empleados se sienten valorados y motivados al recibir reconocimiento y recompensas por su trabajo.

¿Cuáles son algunos ejemplos de prácticas de gestión del desempeño y recompensas?

Existen diversas prácticas de gestión del desempeño y recompensas que las organizaciones pueden implementar. Algunos ejemplos comunes incluyen:

  1. Evaluaciones de desempeño: Establecer procesos formales de evaluación para medir el rendimiento individual y de equipo.
  2. Objetivos SMART: Establecer metas específicas, medibles, alcanzables, relevantes y con límite de tiempo para los empleados.
  3. Programas de reconocimiento: Implementar programas que reconozcan y recompensen el desempeño sobresaliente de los empleados.
  4. Plan de desarrollo personal: Diseñar planes de desarrollo individualizados para que los empleados puedan adquirir nuevas habilidades y crecer profesionalmente.
  5. Programas de incentivos: Ofrecer incentivos monetarios o no monetarios para motivar a los empleados a alcanzar metas y objetivos.

¿Cómo pueden las empresas medir la efectividad de las prácticas de gestión del desempeño y recompensas?

Las empresas pueden medir la efectividad de sus prácticas de gestión del desempeño y recompensas a través de varios indicadores, como:

  • Índice de satisfacción del empleado: Realizar encuestas periódicas para evaluar la satisfacción y compromiso de los empleados con respecto a las prácticas implementadas.
  • Tasa de retención de empleados: Analizar la frecuencia con la que los empleados abandonan la organización, lo cual puede ser un indicador de la efectividad de las prácticas.
  • Rendimiento y productividad: Comparar los niveles de rendimiento y productividad antes y después de la implementación de las prácticas de gestión del desempeño y recompensas.
  • Feedback de los empleados: Recopilar comentarios y opiniones de los empleados sobre la eficacia de las prácticas a través de encuestas, focus groups u otros medios.

Al analizar estos indicadores, las organizaciones pueden identificar áreas de mejora y realizar ajustes en sus prácticas de gestión del desempeño y recompensas para optimizar los resultados.

Para obtener más información sobre este tema, puedes consultar los siguientes recursos externos:

  1. Society for Human Resource Management: Implementing Performance Management
  2. Gallup CliftonStrengths
  3. Marta Martínez – Claves de la gestión del talento

Recuerda que implementar prácticas de gestión del desempeño y recompensas efectivas puede marcar la diferencia en la productividad y el éxito general de tu organización. ¡No dudes en explorar estas estrategias para obtener los mejores resultados!

Deja un comentario