El modelo de coaching GROW: un resumen simple

El coaching es una metodología cada vez más popular en el ámbito empresarial y personal. Hoy en día, existen una gran cantidad de modelos y técnicas que se aplican en esta disciplina, pero uno de los más conocidos y efectivos es el modelo GROW. En este artículo, te ofrecemos un resumen simple de este modelo, que te permitirá entender cómo funciona y cómo puedes aplicarlo en tu día a día. Si estás interesado en sacar el máximo provecho de tus habilidades de coaching o simplemente quieres conocer más sobre esta fascinante técnica, ¡sigue leyendo!

Meta

La primera etapa del modelo de coaching GROW es ayudar a su cliente a pensar en cómo le gustaría que fueran las cosas en el futuro. Esto se hace ayudando a expresar cuál es su objetivo deseado. Esta etapa puede implicar cierta exploración y refinamiento para ayudar al cliente a obtener claridad sobre lo que realmente quiere lograr.

Como coach, en esta etapa debes plantear preguntas exploratorias, refinadoras y centradas en el futuro. Debe tratar de ayudar a su cliente a identificar una meta que sea lo suficientemente amplia como para ser gratificante, pero también lo suficientemente alcanzable como para motivarla (consulte Tipos de metas).

Las preguntas que quizás quieras hacer como entrenador podrían incluir:

  • ¿Qué quieres lograr?
  • ¿Cuáles son tus objetivos?
  • ¿Cómo medirás tus objetivos?
  • ¿Cuánto progreso deseas lograr?
  • ¿Cuándo le gustaría haber solucionado este problema?
  • ¿Hay pasos más pequeños en los que le gustaría trabajar?
  • ¿Cómo te sentirás cuando alcances tu objetivo?
  • ¿Cómo explicará lo que ha logrado a los demás una vez que haya alcanzado su objetivo?

Realidad

Una vez que alguien ha desarrollado una imagen clara de dónde desea estar, es hora de ayudarlo a obtener una visión clara de su estado actual. Esta etapa implica un pensamiento y un cuestionamiento exploratorios y completos.

El modelo de coaching GROW: un resumen simple
La realidad nunca es tan sencilla de entender.

Las personas no siempre somos buenas para percibir objetivamente la realidad, como lo demuestran nuestros sesgos cognitivos. Como coach, debes utilizar esta etapa para ayudar a tu cliente a desarrollar una visión verdaderamente honesta y completa de exactamente dónde se encuentra en ese momento. Esto puede implicar pedirles que amplíen su pensamiento, consideren la retroalimentación que hayan recibido en el pasado o que evalúen evidencia objetiva.

Las preguntas que quizás quieras hacer como entrenador podrían incluir:

  • ¿Cuál es el estado actual?
  • ¿Cuál es tu posición actual?
  • ¿Qué comentarios ha tenido en relación con esto?
  • ¿Qué pruebas ha recibido en relación con la situación actual?
  • ¿Quién más está involucrado?
  • ¿Cómo describirían tus compañeros tu situación?

Opciones

Las dos primeras etapas del modelo de coaching GROW ayudan a las personas a comprender dónde quieren estar y dónde se encuentran actualmente. Como resultado, también comprenden la brecha que deben salvar para alcanzar sus objetivos.

La tercera etapa del modelo GROW ayuda a los participantes a pensar exactamente cómo pueden cerrar la brecha entre su estado actual y su estado futuro deseado.

El modelo de coaching GROW: un resumen simple
A veces es difícil identificar opciones reales.

Como coach, su papel en esta etapa es ayudar a su cliente a pensar de manera creativa, integral y positiva sobre las diferentes cosas que podría hacer para lograr sus objetivos. No hay respuestas incorrectas en esta etapa, se trata de generar muchas opciones y entusiasmarse con ellas al mismo tiempo.

Las preguntas que quizás quieras hacer como entrenador podrían incluir:

  • ¿Qué opciones tienes?
  • ¿Cómo puedes lograr tus objetivos?
  • ¿De qué otras maneras podrías lograr tus objetivos?
  • ¿Quién podría ayudarte a alcanzar tus objetivos?
  • ¿Qué habilidades tienes para ayudarte a lograr tus objetivos?
  • ¿De qué otra manera podrías hacer para lograr tus objetivos?
  • ¿Qué te sugerirían tus amigos/compañeros/gerente/pareja/padre/hijo para lograr tus objetivos?

Voluntad

La etapa final del modelo de coaching GROW está diseñada para ayudar al cliente a identificar un conjunto específico de acciones y comprometerse con ellas. El acto de refinar sus opciones les ayuda a visualizar los pasos específicos que darán para lograr sus objetivos, lo que aumenta la probabilidad de que realmente realicen esas acciones. De manera similar, expresar sus acciones y comprometerse con ellas en una conversación con un entrenador también aumenta la probabilidad de que las realice.

Como coach, su función en esta etapa es ayudar a su cliente a obtener una claridad real sobre cuáles serán sus pasos futuros específicos y ayudarlo a comprometerse con estas acciones.

Las preguntas que quizás quieras hacer como entrenador podrían incluir:

El modelo de coaching GROW: un resumen simple
Saber qué pasos seguir puede ayudarte a alcanzar tus objetivos.
  • Dadas tus opciones, ¿qué harás a continuación?
  • ¿Qué pasos específicos tomará?
  • ¿Cuándo los tomarás?
  • ¿Cómo se sentirá?
  • ¿Cómo se asegurará de iniciar el proceso?
  • ¿A quién le contarás esto?
  • ¿Qué me dirás sobre esto la próxima vez que nos veamos?
  • ¿Qué es lo primero que debes hacer?
  • ¿Cómo celebrarás tu éxito en el camino?
Error 403 The request cannot be completed because you have exceeded your quota. : quotaExceeded





El modelo de coaching GROW: un resumen simple

El modelo de coaching GROW: un resumen simple

El modelo de coaching GROW es una herramienta efectiva que se utiliza en el ámbito del coaching para guiar y potenciar el crecimiento y desarrollo personal y profesional. Es un enfoque estructurado que permite a los individuos alcanzar sus metas y objetivos de manera más eficiente.

¿Qué significa GROW?

GROW es un acrónimo en inglés que representa las cuatro etapas clave del proceso de coaching:

  1. Goal (Meta): En esta etapa se define claramente la meta que se desea alcanzar. Es esencial que la meta sea específica, medible, alcanzable, relevante y con un límite de tiempo establecido.
  2. Reality (Realidad): Aquí se evalúa la situación actual y se analizan los obstáculos y recursos disponibles para lograr la meta. Es importante tener una visión realista de la realidad y comprender las limitaciones y oportunidades presentes.
  3. Options (Opciones): En esta etapa se generan diferentes alternativas y estrategias para superar los obstáculos y alcanzar la meta. Se exploran diferentes enfoques y se evalúan posibles soluciones.
  4. Will (Voluntad): En la última etapa, se elabora un plan de acción concreto y se establecen compromisos claros para llevar a cabo las acciones necesarias. El individuo debe estar plenamente comprometido y motivado para seguir el plan y lograr la meta establecida.

¿Cómo se aplica el modelo GROW?

El modelo GROW se aplica mediante una serie de preguntas y diálogos entre el coach y el coachee (persona que recibe el coaching) con el fin de explorar cada etapa del proceso:

  • Meta: ¿Cuál es tu objetivo principal? ¿Qué quieres lograr?
  • Realidad: ¿Cuál es tu situación actual? ¿Cuáles son los obstáculos y recursos que enfrentas?
  • Opciones: ¿Qué alternativas tienes para superar los obstáculos y alcanzar tu objetivo? ¿Qué otras soluciones se te ocurren?
  • Voluntad: ¿Qué acciones específicas vas a llevar a cabo? ¿Cuándo y cómo las implementarás? ¿Qué te motiva a seguir este plan?

Es importante destacar que el modelo GROW es flexible y se puede adaptar a diferentes situaciones y contextos. La clave está en tener un enfoque estructurado que permita un mayor nivel de conciencia, reflexión y acción para el logro de las metas establecidas.

Recursos adicionales:

Si estás interesado en aprender más sobre el modelo GROW, te recomendamos los siguientes recursos:


Deja un comentario